¡Comparte en tus redes sociales!

“Si este es su nieto, tráiganme al mío, para ver si es cierto”, dijo a la policía y después se dio cuenta que si se había llevado a otro Dieguito

El pánico y la incertidumbre se apoderaron de los padres de Diego R. L., al enterarse de que otra persona se había llevado a su hijo del kinder “Pensiones Civiles del Estado”, donde estudia el menor.




En cuestión de minutos la fotografía del niño, así como información general sobre el mismo, ya era difundida a través de las redes sociales de miles de chihuahuenses, en menos de media hora el tema era viral: “se habían robado a un niño de un kínder en Chihuahua”, aunado con acontecimientos lamentables donde las víctimas son niños o bebés y sobre todo la divulgación de noticias falsas, no pasó mucho tiempo para que la psicosis se apoderara de la comunidad.

Por fortuna en esta ocasión el desenlace no fue trágico, pero el rato amargo para la familia del pequeño Diego quedará para toda la vida, así de traumático puede provocar una noticia de esa magnitud, dicho por el propio padre del menor.

El señor Ramírez señaló que se dieron cuenta que se había tratado de una confusión hasta que vieron a un pequeño solo en el kinder de nombre Diego también, por lo que cayeron en cuenta que “los Diegos” se habían cambiado.

Sin embargo, la abuela en un principio se negó entregar a quien ella creía era su nieto y varias veces negó haberse llevado a otro Diego, sin embargo en un momento de lucidez la “acusada” recordó sufrir de alzheimer.



(Visited 126 times, 1 visits today)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *