¡Comparte en tus redes sociales!

La niña sufrió un riñón terriblemente dañado, sangrado cerebral y contusión hepática.

Joseph Gazzam, un hombre residente de Pensilvania, Estados Unidos, está acusado de haber asesinado a su hija de apenas 4 meses tras haberla golpeado hasta romperle varios huesos.




Victoria Gazzam falleció en el hospital una hora después de haber recibido una paliza por parte de su progenitor, sin embargo, el hombre argumento en un inicio que la niña se había caído de la cama mientras dormían juntos.

Tal vez te puede interesar: Castigaban a sus hijas con un collar eléctrico y ramas con espinas

Pero durante la autopsia se reveló que la bebé había sufrido un riñón terriblemente dañado, sangrado cerebral, contunsión hepática, hemorragia de los ojos y hematomas en la espalda y la cabeza.

“Nadie puede sufrir todas estas lesiones después de caerse de la cama en un piso alfombrado”, dijo Christine James, de la Oficina del Médico Forense del Condado de Allegheny

Tras los resultados, el hombre aceptó que golpeó a la niña porque no paraba de llorar. Declaró haberle dado un puñetazo en el estómago y en la espalda. Ahora está detenido por homicidio.



(Visited 417 times, 1 visits today)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *